Se tú mismo

¿Cuántas veces has dejado de hacer las cosas que deseabas hacer?

¿Por qué? ¿Por el qué dirán? ¿Por la falta de confianza?

Y ¿de donde viene todo eso?…

… Quizá viene de muy atrás, de cuando apenas tienes recuerdos…

 .

En realidad esa falta de confianza y ese miedo a “qué dirán” puede venir del rechazo a nuestro propio potencial. Miedo a SER nosotros mismos.

Qué más da si es algo aprendido, o algo heredado… El caso es que dejamos de hacer aquello que deseamos hacer porque nos sentimos confundidos.

“¿Cómo voy a hacer algo que los demás no hacen?” Ante la duda, dejo aparcadas mis inquietudes y trato de imitar a lo que me rodea.

.

¿Y desde cuándo nos estamos negando a nosotros mismos?

Muy probablemente desde que éramos niños. Cuando de forma inconsciente nos dejábamos arrastrar por lo que estaba socialmente establecido como “bueno”, “normal”, o “aceptable”.

Quizá influenciados también por necesidades, deseos o expectativas de terceras personas cercanos a nosotros.

Pero, buscando satisfacer a los demás nos olvidamos de nosotros mismos. De lo que deseamos realmente. Bloqueamos nuestra potencia creadora para no estar en enfrentamiento directo a los ideales y costumbres sociales. Aparece nuevamente el conflicto y la confusión interna: “a mí no me apetece hacer esto, pero si no lo hago, no me aceptarán, o no me querrán, o me mirarán raro, o haré daño porque los defraudaré”.

Queremos el amor de otras personas, queremos ser aceptados, y si vemos que alguna iniciativa nuestra es contraria a sus conceptos, la reprimimos, la apagamos, la olvidamos y, en consecuencia, nos olvidamos de quién somos y de nuestra verdadera misión: Evolucionar y ser feliz.

 

Cuando no eres tú mismo interpretas un papel que no te corresponde y eso te hace infeliz, te sientes solo, incomprendido, agotado, desmotivado. A estas alturas ya sabemos que tener cosas materiales o actividades divertidas no significa que estés bien o seas feliz.

.

Hay muchos ricos por fuera que luego son pobres por dentro.

Esto es lo mismo.

Ser tú mismo significa alcanzar tu propio ÉXITO PERSONAL.

.

Ese éxito personal está al alcance de todos. Sólo basta con entender y aceptar la actitud que hasta ahora has tenido, y después dejar a un lado las lealtades a terceros, y las resistencias a escucharse a uno mismo. Ser consciente de esa auto-negación es la primera clave para poder tomar una actitud totalmente diferente: Volver a escucharte y aceptar lo que eres para empezar a crear tu nueva realidad y ser feliz.

La segunda clave es dejar el engaño de ser algo que no somos simplemente por encajar o satisfacer a los demás.

.

En el momento que CREES en ti y en tus virtudes, desaparecen muchos de esos miedos y autolimitaciones. Empiezas a ofrecer al mundo tu esencia más pura y a ser verdaderamente útil a la sociedad. Desde ese bienestar puedes ofrecer lo que eres. Y ese estado de “SER tú mismo”, te lleva a compartir tu dicha con los demás. Pero ahora, desde otra posición y entendimiento, sin obligaciones. Eso te convierte en una “persona exitosa”.

Negar tu potencial por ser como los demás, es negar el acceso a tu superación, a tu crecimiento. Y teniendo en cuenta que cada uno de nosotros somos únicos e irrepetibles, negar ese potencial es negar tu energía vital. Personalmente creo que es por eso por lo que se ve tanto zombie-robotizado deambulando por las calles. Se les ve vacios, sin ilusión, y sin vida. Pero ¿por qué hacer las cosas difíciles, sin sentido, y pesadas, pudiendo hacerlas con alegría, con ganas, con vitalidad y auténticas escuchándonos a nosotros mismos?

Ahora es momento de creer y ver otra historia. De crear otra realidad. Una alternativa más satisfactoria para muchos. Y como consecuencia más satisfactoria para todos.

 

.La tercera clave del proceso es no sentirte víctima de nada. Simplemente agradece la trayectoria que te ha ayudado a crecer y desarrollarte. Aunque las circunstancias y el entorno te haya llevado a olvidarte de ti mismo, en el fondo esa responsabilidad fue y es tuya y de nadie más.

Para ser felices y poder evolucionar nos tenemos que escuchar a nosotros mismos. Ser conscientes de lo que deseamos, de lo que sentimos, de lo que pensamos y porqué lo pensamos.

 

No hay tiempo que perder. Cojamos pues nuestro poder y nuestra capacidad creadora. Olvidémonos de las vergüenzas, de los convencionalismos y de lo socialmente adecuado. Seamos auténticos, volvamos al Ser, al sentir, al creer en nuestro potencial y a desarrollarlo y manifestarlo.

Cuanto más auténticos seamos y más estemos conectados a nuestro verdadero SER, más libres seremos nosotros, las generaciones venideras, e incluso, los que ya son nuestros hijos.

.

Olvidémonos del: “Yo sé lo que es mejor para mi hijo, mi hermano, mi amigo, mi vecino…”

 Olvidémonos de: “Te sentaría bien tal cosa, haz esto o lo otro”

Centrémonos en“yo SIENTO y SOY lo que es mejor PARA MÍ”.

 

Si tienes deseos, trabaja para alcanzarlos y créalos en tu realidad.

Si tienes proyectos, desarróllalos y haz que formen parte de tu vida.

Si tienes expectativas, olvídalas y se más flexible contigo mismo.

Si sientes que eres distinto a los demás, acéptalo y manifiéstate tal y como eres.

No te tapes, no te escondas.

Se libre.

SE TÚ MISMO.

 

Para acabar te contaré una anécdota personal. Cuando apenas tenía cinco años coloreé una rana en el colegio. Mientras que toda la clase lo hizo de color verde o ligeramente amarillo, yo la coloreé de color rojo… Sólo voy a decir que desde ese momento dejé de salirme de lo convencional y con el paso de los años sentí las consecuencias de tratar de encajar en algo que no iba conmigo y de esconder algo que en realidad sí soy. Pero al margen de todo eso, me quedo con lo que aquella experiencia, de casi treinta años, ha aportado a mi vida. Ahora soy yo misma, y cada día estoy más cerca de mi Ser y de mi objetivo, (independientemente de lo que las demás personas puedan decir, pensar o criticar).

.RanaTrabajobbie TotemMia600x424

En resumen… Cuando conectas con lo que realmente eres, cuando te escuchas, y atiendes tus necesidades y tus deseos, recuperas la confianza y las ganas de hacer y de crear. Se armoniza tu cuerpo, sientes equilibrio y una carga extra de energía. En definitiva… ¡¡Se tú mismo!!

.

 

Y te dejo proponiéndote un “juego”…

Aquí abajo te he puesto el dibujo de la rana trabajobbie. Te invito a que la colorees como a ti te plazca, olvidándote del supuesto color que debería tener la rana. Hazlo de forma simbólica para que cada vez que la veas te reconozcas en ella y aceptes tu individualidad, creatividad y potencial. Tómala como un tótem de poder para potenciar tu transformación y alcanzar tu éxito personal.

Si quieres déjasela también a tus hijos, a tu pareja y a todo el que se te ocurra.

Y si te animas, mándame tu rana y la compartiremos en Facebook en la sección “las ranas trabajobbie”. Me encantará ver tu compromiso con tu transformación personal.

 RanaTrabajobbie Totem600x424

Click Here to Leave a Comment Below

A %d blogueros les gusta esto: